Antiviral de Abbvie, apto para pacientes con hepatitis C e insuficiencia renal.

En conferencia de prensa ofrecida por Abbvie, el Dr. Nahúm Méndez Sánchez, reconocido gastroenterólogo y hepatólogo, y el Dr. José Luis Cañadas director médico de Abbvie México hablaron sobre el nuevo antiviral de Abbvie, apto para los pacientes con insuficiencia renal y pacientes con hepatitis C, ya disponible en el sector salud.

En el mundo existen alrededor de 170 millones de personas infectadas por el virus de la hepatitis C (VHC), de acuerdo a cifras de la Organización Mundial de la Salud (OMS), y en nuestro país se estima que existen aproximadamente 1 millón de personas con infección crónica por este virus.3

Se ha comprobado además, que en el 4.2% de las personas sometidas a hemodiálisis, al menos en América Latina, existe la presencia de infección por VHC (de acuerdo a la investigación encabezada por la Dra. Cristina Gómez Gutiérrez en el 2015). Específicamente en nuestro país, los estudios realizados han encontrado indicios de infección por el VHC en 6.7% y hasta 12.7% de los pacientes con hemodiálisis.3

En México, existen más de 7 millones y medio de pacientes con enfermedad crónica de los riñones, de los cuáles poco más de 300 mil han alcanzado el grado de insuficiencia renal crónica, debido a enfermedades como la diabetes y la hipertensión arterial principalmente. Por lo que aproximadamente 11 mil personas son tratadas con hemodiálisis actualmente.4

De acuerdo con el estudio presentado por la Dra. Gómez Gutiérrez, el riesgo de que los pacientes sometidos a hemodiálisis se infecten con VHC es más alto en cuanto más dura la terapia, sin excluir los factores de riesgo tradicionales que tiene el resto de la gente (como haber recibido transfusiones de sangre sin medidas preventivas adecuadas, haber recibido un trasplante de órganos o el uso de drogas intravenosas, entre otras).3

El doctor Nahum Méndez Sánchez, afirma que el manejo de fluidos biológicos en la hemodiálisis favorece la infección por VHC, ya que los aparatos utilizados pueden quedar contaminados con el virus. Además, según comenta el especialista e investigador, el propio VHC genera resistencia a la insulina, que es una anomalía que puede derivar en diabetes. Mediante este mecanismo, el virus genera un daño en los riñones de forma indirecta, formando así un mecanismo diferente que relaciona al VHC con la hemodiálisis.

Como podemos notar, es crucial que se realicen pruebas de diagnóstico de VHC entre las personas que se someten a hemodiálisis, para poder detectar a tiempo y administrar el tratamiento adecuado antes de que tengan un daño considerable en el hígado.3

Afortunadamente, los medicamentos que existen actualmente, son altamentes eficaces  ya que logran eliminar la infección en casi el 100% de los pacientes. Pero, a pesar de que estos fármacos, conocidos como agentes antivirales de acción directa, logran la curación de la hepatitis C, no todos pueden administrarse en personas con insuficiencia renal crónica debido a que pueden empeorar el daño renal.

El antiviral presentado por Abbvie, de acuerdo al Dr. José Luis Cañadas, Director Médico para AbbVie México, combina varios antivirales por lo cual no ocasiona perjuicio en los riñones, y por lo tanto, no requiere ajustar las dosis en pacientes con insuficiencia renal. La terapia comercializada por el laboratorio, ya está disponible en las instituciones de Salud Pública de México, incluyendo el IMSS, el ISSSTE y el Seguro Popular, facilitando que sea accesible para la población general.

Podría interesarte: Una esperanza en el manejo de la hepatitis C. IMSS

Esta posibilidad contribuye para alcanzar la meta establecida por la OMS y respaldada por las autoridades sanitarias de nuestro país, que pretende eliminar la hepatitis C para el año 2030, a nivel mundial.

Podría interesarte: El Dr. Nahum Méndez nos habla de cómo evitar 7.1 millones de muertes.